Cientos de pacientes de epilepsia han recurrido al cannabis medicinal para manejar sus ataques, reveló una encuesta realizada a nivel nacional en Australia.

Como lo publica el diario The Guardian, el 14% de las personas con epilepsia dijeron haber utilizado productos de cannabis. De ellos, el 90% de los adultos y el 71% de los niños aseguraron haber tenido éxito en el manejo de las convulsiones.

El estudio Epilepsy Action Australia, que fue realizado en colaboración con Lambert Initiative, de la Universidad de Sydney, constó de 976 entrevistas que examinaron el consumo de cannabis en personas con epilepsia, razones de uso y cualquier beneficio percibido por los consumidores. Los resultados fueron publicados inicialmente en la revista especializada Epilepsy & Behavior.

La búsqueda de un tratamiento que tuviera efectos secundarios “más favorables” en comparación con los fármacos fue lo que motivó a la mayoría de los encuestados a experimentar con el cannabis medicinal.

Anastatsia Suraeve, autora principal del estudio, explicó que los investigadores habían adquirido mayor entendimiento sobre las razones que influyen en el uso.

“A pesar de las limitaciones que pueda tener una encuesta en línea, no podemos ignorar que una porción significativa de adultos y niños con epilepsia están utilizando productos basados ​​en cannabis en Australia, y muchos aseguran que reciben beneficios considerables para su condición”, dijo Suraeve.

“Se necesitan urgentemente estudios clínicos más sistemáticos para ayudarnos a entender mejor el papel de los cannabinoides en la epilepsia”, concluyó.

En 2015, los abuelos de una niña de tres años con una forma rara de epilepsia hicieron un donativo de 33.7 millones de dólares a Lambert Initiative para financiar la investigación sobre el cannabis medicinal.